Saltar al contenido

AquaCell, las pilas “BIO” que se cargan con el agua

Uno de los problemas más graves que tiene el ser humano es la contaminación. Los humos de los coches, el consumos de las calefacciones o la gran cantidad de pilas que usamos, provocan gran contaminación en el mundo.

Las pilas son una fuente de energía fácil, que permite que pequeños aparatos que no requieren de mucho, puedan funcionar. Mandos para la televisión, teclados inalámbricos, e incluso algunas cámara fotográficas llevan este tipo de pilas.

Un grupo de ingenieros han conseguido fabricar una serie de pilas capaces de recargarse en tan solo 5 min y haciendo uso del agua. ¿Te gustaría usar una alternativa mucho más ecológica? Tu solución es AquaCell

AquaCell, el futuro de las pilas ya está aquí

Seguramente te estés preguntando como funcionan estas pilas. El secreto está en las varillas de carbono que se encuentran en el interior. Estas son capaces de condensar y conducir la corriente a la tapa positiva, un cátodo fabricado con una lámina de zinc de alta pureza. Un polvo reactivo, fabricado de manera natural y sin materiales alcalinos, será el encargado de que al mojarse permita el paso de corriente.

De esta forma, para poder usar estas pilas ecológica, necesitaremos previamente recargarlas de agua en la bolsa de activación. Una vez realizado este paso, las secaremos y podremos usarlas tal y como una pila AA normal.


Este nuevo sistema evitará que las baterías salgan ardiendo


¿La duración de estas pilas? La misma que las pilas convencionales. El único problema que encontramos, es que su número de cargas está limitada a 10. Si lo comparamos con el número de veces que podremos usar unas pilas normales, salimos ganando evidentemente.

El precio de salida se encuentra en los 15 dólares, y además las podemos adquirir en la siguiente página oficial.