Saltar al contenido

No me llega toda la conexión WiFi que he contratado, ponle solución

Primer día de contrato, llega tu router a casa y lo primero que haces es comprobar la velocidad de descarga de tu conexión mediante WiFi. ¡SORPRESA!, no llega ni la mitad de conexión que tenemos contratada. Esto es algo que nos pasa prácticamente a todos los usuarios , y es que se debe de considerar algo normal. Pero, seguramente te hayas preguntado ¿por qué ocurre esto? A continuación te lo vamos a resolver:

Cuando contratamos velocidades de 100, 200 y 300 megas, creemos poder descargar desde cualquier punto de la casa a esa velocidad, pero esto es algo realmente difícil. La conexión WiFi, son una serie de ondas que tienen que atravesar paredes, puertas, y otros obstáculos como las ondas emitidas por los fluorescentes o microondas. En este post hablaremos de las principales causas que hacen que no te llegue toda la conexión WiFi que ha contratado.

WIFI

Además, el problema de la saturación de las bandas es el mayor inconveniente. Como explicamos en las diferencias entre las redes 2.4 GHz y 5 Ghz, existen routers capaces de emitir en ambas frecuencias, y ¿que quiere decir esto? El espectro de 2.4 GHz se encuentra actualmente saturado y es que la mayoría de los routers llevan esta tecnología. Por ejemplo, si nos encontramos en una zona urbana donde hay muchísimos dispositivos que emiten en esa frecuencia, la red a la que estemos conectados, tendrá que sortear más obstáculos hasta llegar a nosotros, debilitándose por tanto la conexión y así misma la velocidad de descarga. ¿Es este el principal problema de mis problemas de conexión WiFi? No tiene porque, aunque es un factor de máxima importancia. 

Además, no debemos de olvidar la velocidad a la que es capaz de emitir nuestro router. Normalmente cuando contratamos los 300 Mbps, nuestra compañía nos facilita un router que admite hasta esas velocidad (WiFi AC -5Ghz-). De no ser así, no podremos conseguir una velocidad tan alta. Y evidentemente, nuestro dispositivo receptor debe de tener un chip adaptado a estas velocidades. Es importante destacar también, que puede ser que haya gente conectada a tu router WiFi, por lo que quizás sea necesario ver quien se conecta a tu WiFi.

Otro dato curioso, son las antenas de nuestro router WiFi. La mayoría de vosotros pensáis que indican la ubicación a la que queremos enviar nuestras ondas. Esto no es así. Esta antenas sirven para permitir a nuestro router seleccionar el canal por donde mejor se enviará la conexión. Digamos, que actúan como repetidores. Si alguno de ellos deja de recibir conexión, cambiará de canal para enviar así una conexión mucho más fiable y estable. Como ves, el propio router es lo suficientemente inteligente como para proporcionarte la mejor conexión WiFi. 

TP-LINK Archer C7 AC1750

¿Hay alguna forma de mejorar esto?

Podemos intentar cambiar el canal de nuestro router accediendo al menú de configuración o resetearlo desconectandolo de la corriente eléctrica y dejándolo unos segundos. En cambio, si el problema es de cobertura, podemos probar a instalar una serie de repetidores y amplificadores por nuestra casa.

Quizás te interese : Cómo ver la contraseña del WiFi en Android con y sin root 2018

Sin embargo, una de las mejores opciones que podemos hacer, es cambiar el router que nos facilita la compañía. Los operadores no están obligados por ley a ofrecer un porcentaje mínimo de velocidad. Etraoficialmente este se fijó en un 80%, eso sí, por cable.

Por WiFi ningún operador nos garantizará, ni siquiera, el 80% de la velocidad contratada. Esto es básicamente porque es algo que no se puede controlar. No todos los routers están situados de la misma manera, y no todos tienen que sortear los mismos obstáculos. 


Quizás te interese: Cómo hacer que el WiFi consuma menos batería


Dicho esto, si has decidido optar por la opción de cambiar el router, te recomendamos comprar un dispositivo con banda 5GHz. Esta banda de frecuencia se encuentra mucho menos saturada y podremos obtener mayores velocidades. Y además, si conseguimos hacernos con un router con tecnología MIMO y WiFi AC, pues mucho mejor. Eso sí, debemos tener en cuenta que los dispositivos que conectemos también tendrán que ser compatibles con esta tecnología.

Como habeis podido observar estos son los problemas de la señal WiFi y el motivo por el cual casi nunca nos llega la velocidad contratada si conectamos de forma inalámbrica.